Blogia
Guonderlan

J. P.S

Otra vez la mula al trigal inconciente.
Cada vez que hay un cambio importante en mi vida, aparece en mis sueños la figurita repetida de Juampi, un viejo compañero de la escuela.
Siempre como el protagonista de una bizarra historia de amor, medio cursi, medio oscura, casi siempre prohibida.
Ya sé que tiene que ver con los cambios, más que nada con las mudanzas.
Lo que no entiendo es por qué mi capocha se comporta cual perro de Pavlov enajenado, y vuelve siempre a su imagen, si él nunca significó mucho en mi vida.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres